Ser HUMILDE no es DENIGRARSE a SÍ MISMO

Nosotros seremos todo lo que la Palabra diga que podemos ser, haremos todo lo que la Palabra diga que podemos hacer, y tendremos todo lo que la Palabra diga que podemos tener. Somos coherederos con el Ungido, nuestro Señor y Salvador Jesucristo.

Amigo mío, ser humilde no es denigrarse a sí mismo; es simplemente sujetarse a la autoridad de Jesús, sujetarse a su Palabra y a su unción.

Leer Todo: http://bit.ly/Conectarseconjesus

No hay comentarios:

Seguidores